La Comisión de Hacienda de la Cámara Baja aprobó en general, por 5 votos contra 3 legislar la rebaja, la rebaja de un 50% del impuesto específico a los combustibles durante el periodo de estado de excepción constitucional, calamidad pública o similar, debido a las 31 semanas consecutivas de alzas que han registrados los precios de los combustibles.

El diputado Álvaro Carter, explicó que el proyecto busca «reducir en un 50% el impuesto específico a las bencinas por el tiempo que dure la pandemia, lo cual significaría más o menos un 20% del precio de litro de bencina al momento de cargar en el auto, eso es más o menos $150 al precio que está hoy», consigna 24Horas.

Al respecto, el Gobierno ha criticado argumentando que la iniciativa reduce «la recaudación fiscal cuando se necesitan más recursos». El ministro de Hacienda, Rodrigo Cerda, especificó que se  reduce entre 1.000 y 1.200 millones de dólares.

Los parlamentarios se dieron un plazo hasta el 23 de julio, para ingresar una serie de indicaciones al proyecto.