La Sala del Senado resolvió este martes aprobar el proyecto de ley que permite anteponer el apellido materno por sobre el paterno.

La iniciativa que ahora pasa a tercer trámite constitucional en la Cámara de Diputados, y que modifica la ley 4.808 del Registro Civil, busca que los padres puedan elegir cambiar el orden de los apellidos al inscribir el nacimiento de sus hijas o hijos en común.

Además, se suma la opción de que los mayores de edad también tengan puedan cambiar su apellido “por una sola vez”, a través de una solicitud al Registro Civil (vía administrativa).

Sin embargo, de lo anterior quedarían excluidos quienes se encuentren procesados o formalizados, o que estén condenados por delitos sexuales.

El Ministro de Justicia y Derechos Humanos, Hernán Larraín, expresó que “el orden de los apellidos ha estado bajo un criterio paternal permitiendo ahora la opción de que los padres resuelvan, o cada uno cuando es adulto, poder alterar el orden de los apellidos”, consigna La Tercera.

“Esto dice relación con los compromisos apuntados a nivel nacional y en nivel internacional para evitar toda forma de discriminación ir avanzando en la equidad de género”, sostuvo el ministro.

Una de las nuevas incorporaciones fue la norma que permitiría a una persona solicitar por vía judicial “usar uno u otro apellido de un ascendiente en línea recta hasta el segundo grado”, es decir, llevar el apellido de un abuelo o abuela.

Dicho punto fue aprobado por 22 votos a favor, 14 votos en contra y dos abstenciones.