Estudiantes pertenecientes a la carrera de Derecho de la Universidad de Talca realizan capacitaciones en materia jurídica a personas que se encuentran en situación de calle, en el marco del módulo de Responsabilidad Social del Programa de Formación Fundamental de la casa de estudios maulina. A través de estos talleres, los jóvenes les resuelven dudas con respecto a procedimientos legales, y los orientan en cómo limpiar su hoja de antecedentes para poder reincorporarse al mundo laboral.

Nicolás Urqueta, uno de los cuatro alumnos que participa de este proyecto, explicó que “trabajamos en conjunto con la Hospedería Padre Lavín que se encuentra en Santiago Centro, en el Barrio Yungay, y nuestra misión es entregar asistencia jurídica a las personas que son usuarios de la hospedería. En este caso resolvemos dudas del área penal, de familia y del área civil o cualquier tipo de área del Derecho”.

Urqueta aseguró que los beneficiados con este trabajo han tenido una buena recepción, y se mostraron muy interesados en saber más sobre temas atingentes: “Con el retiro del 10 por ciento surgieron muchas dudas respecto al proceso, como se llevaba a cabo, si tuviesen demandas de pensión de alimentos qué pasaba con el dinero. Entonces fueron preguntas que fueron surgiendo respecto al contexto actual”, explicó.

Además, destacó la labor de asesorar a las personas con antecedentes penales, para que puedan optar a trabajos. “El área penal también ha sido un foco importante con la limpieza de antecedentes, porque el Estado no se hace cargo de aquello y las personas cargan eternamente con dichos actos delictuales que ya han cumplido su pena, pero siguen en el registro público y cualquier persona puede verlo”, afirmó.

El encargado de la Hospedería Padre Álvaro Lavín, perteneciente a la Fundación Hogar de Cristo, Alex Valenzuela, detalló que este trabajo en conjunto se realiza hace bastante tiempo. “Ya llevamos cinco años en cooperación con la Universidad de Talca o en una alianza de trabajo, de voluntariado en este módulo de Responsabilidad Social o Aprendizaje más servicio”.

En esta oportunidad, destacó que la labor realizada se centra en un asesoramiento en materia legal a las personas que hacen uso de la hospedería. “Tiene que ver con esta capacitación u orientación de cómo realizar trámites de limpieza de antecedentes, como realizar trámites de pensiones de alimentos, lo que conlleva no solo deberes, sino que también derechos de la persona que hace pago de la pensión de alimentos, como las visitas y todo eso. También hemos visto en años anteriores temas de derechos laborales que también es bastante precario en personas en situación de calle”, manifestó Valenzuela.

A pesar de que este año la crisis sanitaria ha significado cambios en la manera de realizar las actividades, el encargado destacó el compromiso de los jóvenes para desarrollar los talleres de manera no presencial. “Este año ha sido más complejo, pero evidentemente los chicos han puesto todo el esfuerzo por conectarse, por estar presentes en responder y dar respuesta a las necesidades e inquietudes de las personas”, recalcó.

Responsabilidad Social

Este proyecto forma parte del módulo de Responsabilidad Social, ramo del Programa de Formación Fundamental (PFF) que deben cursar de manera obligatoria los alumnos de todas las carreras de la Universidad de Talca.

Carolina Salinas, coordinadora del PFF en el Campus Santiago, explicó que este “es un proyecto que implica una continua orientación en materia de derechos fundamentales y laborales para personas en situación de calle. El objetivo general es ayudar a la reinserción social de personas que se encuentran en estratos sociales marginales, y que por lo mismo son invisibles para el resto de la sociedad. Lo anterior se traduce en entregar conocimientos y herramientas para que los propios usuarios puedan buscar diferentes opciones para reconocer sus derechos”.

Además, la docente recalcó que este tipo de proyectos no solo ayudan a la comunidad, sino que son un aporte a la formación de los nuevos profesionales. “A nuestros estudiantes les abre una gran puerta de aprendizaje, ya que les permite conocer distintas realidades y aplicar derecho inclusivo, sensibilizándoles y respetando a todas y todos los que formamos parte de la sociedad”, aseguró.

Este sistema educacional, del Programa de Formación Fundamental de la UTalca, acaba de ser reconocido internacionalmente, a través del Premio Interamericano en Modelos Educativos Innovadores en Educación Superior (MEIN).