La ministra de la Corte Suprema, Gloria Ana Chevesich, encabezó una reunión con el superintendente de Pensiones, Osvaldo Macías, en la que planteó una serie de dudas que el Poder Judicial tiene sobre el rol de las AFP en el  proceso de retención del 10%  de las cotizaciones previsionales por deudas de pensión de alimentos.
La ministra y coordinadora Gloria Ana Chevesich explicó en el encuentro – en el que estuvo, además,  la plana directiva de la Corporación Administrativa del Poder Judicial y el equipo técnico de la Superintendencia de Pensiones-  que el Poder Judicial ha identificado tres  grandes problemas al respecto.
«El primer problema que surgió es que no obstante que  el Poder Judicial comunicó que había enviado 303. 807  decisiones adoptadas en  causas en que  se cobran pensiones de alimentos, no obstante  ello  el superintendente de Pensiones en un comunicado daba cuenta solamente de 160 mil de estas resoluciones, pero en esta reunión en definitiva el superintendente corrigió aquella cifras señalando que actualmente abarcaba  292.810 resoluciones dictadas por los juzgados de Familia en que se dispuso esta medida cautelar de retención del 10% de los fondos. Por lo tanto ya ahí se ha superado una diferencia y con todo, el superintendente explicó que es una información que se debe ir actualizando», dijo la ministra.
Además, la autoridad judicial dio cuenta de la necesidad y la importancia de que las AFP informen oficialmente a los tribunales las retenciones practicadas. «También se hizo  presente que  las AFP no están dando cumplimiento a un parte  de aquella resolución dictada en cada una de estas causas que dice que debe informar  si efectivamente recibió la resolución y que practicó la retención.  Por lo tanto, se le pidió al  superintendente de Pensiones y a su fiscal que velaran por el cumplimiento de dicha decisión  respecto de lo cual así asumieron y lo van a pedir a las administradoras de fondos de pensiones,  es decir que cumplan y comuniquen debidamente en cada causa si efectivamente practicaron la retención y consecuencialmente si el afiliado, presunto deudor de pensión alimenticia, pidió el respectivo retiro de su 10%», precisó.
Por último, la ministra Chevesich explicó las complicaciones que han generado dos AFP que han retenido fondos sin resoluciones judiciales. «Algo que nos tiene bastante complicados  es lo relativo a dos administradoras de fondos de pensiones, Hábitat y Capital, que están  informando a los afiliados  que están pidiendo el retiro de sus fondos, que no pueden generar  estos pagos porque el Poder Judicial habría practicado una suerte de retención judicial sin  resolución previa. Por lo tanto, ellos se ven en la disyuntiva de  reclamar a algún lugar  y han recurrido al Poder Judicial y no se les puede solucionar el problema,  por cuanto esos afiliados en el registro no tienen deudas  por conceptos de pensión de alimentos. Entonces, se le pidió  al superintendente  que  adopten las medidas pertinentes para aclarar aquella situación -tanto  en Capital como en Habitat-  y para solucionar este problema que  está afectando a un número determinado de afiliados  a quienes se les ha retenido la posibilidad de retirar el 10% o se le ha ordenado el pago en cuotas. Eso realmente está impactando negativamente en los tribunales, porque se han visto obligados  a solucionar estos problemas que en realidad no es posible, porque esas persona que recurren a los tribunales no tienen causas».
La autoridad valoró la recepción del superintendente Macías e informó que los trabajos técnicos continuarán mañana miércoles para avanzar en una solución concreta: «Se ha visto una muy buena  actitud de parte del superintendente de Pensiones y del fiscal de intentar solucionar  prontamente todos los problemas  relativos a este proceso tan masivo de retención del 10%. Mañana, hay una  reunión técnica con la finalidad, precisamente,  de aclarar estas dudas dar respuestas a todos los usuarios  -tanto internos como externos- porque realmente estamos todos muy urgidos por solucionar prontamente  los problemas».