La Fiscalía Regional de Valparaíso anunció que inició una investigación tras una denuncia contra los expresidentes Eduardo Frei, Ricardo Lagos y Michelle Bachelet por una supuesta malversación de fondos con parte de sus dietas vitalicias.

Según la denuncia, debido a la pandemia de coronavirus, no correspondería pagar a los expresidentes el ítem de traslación de sus asignaciones, ya que el desplazamiento está restringido desde el pasado 18 de marzo cuando se decretó el estado de excepción constitucional.

«Recibimos una denuncia por malversación en contra de los ex presidentes Eduardo Frei, Michelle Bachelet y Ricardo Lagos fundada en que dentro de la dieta vitalicia por el cargo que ejercieron se considera un ítem de traslación, que según el denunciante no correspondería pagar por pandemia debido a que existen restricciones en el desplazamiento», indicó en un comunicado la Fiscalía.

Debido a esta denuncia el Ministerio Público le solicitó al Senado los antecedentes para «establecer las características y condiciones de pago de dicha asignación», consigna Meganoticias.

Dieta vitalicia

Según la Constitución los expresidentes reciben una asignación en base a las normas de las dietas parlamentarias vigentes. Es decir que reciben cerca de $6.700.000 y por el ítem de traslación, para financiar sus desplazamientos, un monto de $1.733.296.

El monto supuestamente malversado por este último concepto llegaría a casi $14 millones de pesos, pero solo en el caso de los expresidentes Frei y Lagos, ya que Michelle Bachelet no ha recibido dineros por el ítem de traslación, según recoge La Tercera.