La Cámara de Diputados aprobó el veto presidencial presentado por el Gobierno para insistir en la tramitación del proyecto de Ingreso Familiar de Emergencia, que busca transferir recursos a parte de la ciudadanía, en medio de la crisis sanitaria y económica por coronavirus.

Tras aprobarse todas la observaciones del Presidente Sebastián Piñera, la iniciativa legal seguirá su curso hasta el Senado, donde se votará este miércoles. De ser aprobada en la Cámara Alta, podrá ser promulgada como Ley de la República y, al mismo tiempo, se podrá dar inicio a la programación del pago del beneficio.

La iniciativa recibió el apoyo de sectores de oposición, aunque algunos parlamentarios rechazaron el proyecto, entre ellos el Frente Amplio, mantieniendo su postura en torno a que los montos definidos por el Gobierno son insuficientes.

El ministro de Hacienda, Ignacio Briones, agradeció la aprobación del proyecto, señalando que «muchas veces nos centramos en las medidas específicas y nuestras críticas, muy legítimas, son parciales, en circunstancias que creo que lo que corresponde es mirar el conjunto de las acciones como Gobierno, con el Congreso, con los partidos de Chile Vamos, con la concurrencia de parte importante de la oposición, hemos podido ir aplicando, ir sacando de la discución», consigna Meganoticias.

En este sentido, agregó que «hoy día estamos abordando cuatro millones y medio de personas más vulnerables de nuestro país, informales, sin empleo, pensemos un momento qué significa este número, es casi un cuarto de la población chilena».

Durante esta jornada, la Comisión de Hacienda de la Cámara aprobó el veto con 11 votos a favor y dos abstenciones, siendo estas últimas las de los diputados Daniel Núñez (PC) y Giorgio Jackson (RD).