La Corte Suprema acogió la demanda de cobro de honorarios presentada por estudio jurídico en contra de sociedad que representó en un juicio arbitral.

En fallo unánime (causa rol 41.984-2017), la Cuarta Sala del máximo tribunal -integrada por los ministros Ricardo Blanco, Gloria Ana Chevesich, Andrea Muñoz, Mauricio Silva Cancino y la abogada integrante Leonor Etcheberry- acogió recurso de casación en el fondo y, en sentencia de reemplazo, condenó a los demandados Ocean Biotech Incorporated y Néstor Lagos Wilson al pago de US$ 32.500,16, equivalente en moneda nacional a la fecha del pago, más intereses corrientes desde que quede ejecutoriada la presente sentencia, por concepto de honorarios adeudados.

«Que el artículo 1713 del Código Civil, citado como como vulnerado por el recurrente, sostiene que ‘La confesión que alguno hiciere en juicio por sí, o por medio de apoderado especial, o de su representante legal, y relativa a un hecho personal de la misma parte, producirá plena fe contra ella, aunque no haya un principio de prueba por escrito; salvo los casos comprendidos en el artículo 1701, inciso 1.º y los demás que las leyes exceptúen’. La absolución de posiciones de la cual la sentencia dedujo como hecho ‘que se le pagaría a Eyzaguirre y Compañía S.A. por concepto de honorarios profesionales, solo si lograba acuerdos superiores a US$ 800.000′, deriva de la confesión en juicio prestada por el demandado don Néstor Antonio Lagos Wilson, quien al señalar lo anterior declara sobre un hecho que lo favorece, por lo cual no podría haberse beneficiado con esa sola declaración, para establecerse esa forma de pago de los honorarios, por lo cual existe un error en la aplicación del artículo 1713 del Código Civil, por parte de la judicatura de la instancia, en el sentido de hacer plena prueba a favor de quien confiesa y no en su contra, como lo señala la norma citada», razona el fallo.

La resolución agrega que: «(…) así las cosas, erró la judicatura del fondo al calificar como título ejecutivo la transacción, ya que, a pesar de constar en una escritura pública, no contiene una obligación líquida, como, asimismo, la forma de determinar el pago de los honorarios utilizando el valor de la prueba confesional a favor de quien declara y no en su contra, como lo exige el artículo 1713 del Código Civil. Por lo anterior no es necesario referirse a los restantes capítulos de nulidad hechos valer por el recurrente».