En la Comisión de Agricultura del Senado, continuará este lunes la discusión en torno al proyecto de Ley que modifica el Código de Aguas, tras ocho años intentando ser aprobado, dos de ellos en trámite legislativo.

Este mes, el ministro de Obras Públicas, Alfredo Moreno, solicitó a los senadores de la comisión un tiempo para conversar nuevas indicaciones sobre la naturaleza jurídica de los derechos de agua. Por su parte, el ministro de Agricultura, Antonio Walker, aseguró que para el Gobierno existen dos principios fundamentales en torno a esta reforma: que el agua sea un bien de uso público para consumo humano y acabar con la especulación.

Al respecto, el presidente de la Comisión de Agricultura, senador socialista Álvaro Elizalde, destacó ambos principios como fundamentales e insistió en la necesidad de aprobar lo antes posible esta reforma, luego de ocho años de tramitación.

La senadora independiente Carmen Gloria Aravena, integrante de la misma comisión, cuestionó la existencia de un porcentaje de agua cuyos derechos fueron otorgados, pero del cual no se tiene registro de quiénes lo están administrando, debido a que la legislación actual no obligaría a inscribir estos derechos en la Dirección General de Aguas, consigna Cooperativa.

Uno de los temas que provoca mayor discusión entre los senadores de la comisión es la indicación que le quitaría la certeza jurídica a los derechos de agua ya entregados, principalmente porque se debería comenzar un proceso de expropiación.